lunes, 14 de mayo de 2012

Mi preciosa brujilla Litri. ADOPTADA!

La nueva entrada del blog corresponde a mi preciosa brujilla Litri, mi ahijada, una perrita muy especial.



Litri tiene una historia muy triste que os cuento a continuación;

Lleva desde este invierno en la protectora tras pasar 10 años sabiendo lo que es una familia. Su antigüo dueño llamó a la protectora contando que no podía cuidar a su perra que tenía en el pueblo. El señor padecía del corazón y tenía insuficiencia respiratoria, que por eso no la podía sacar de paseo y no tenía nadie que le ayudase. Contrató un señor del pueblo para cuidarla pero tras un tiempo este último había tenido una desgracia familiar y no estaba para hacer favores. 


Ante tanta desgracia y pensando en la pobre perra todo el día sola en una finca le dijimos que la trajera. Pero cuando vimos la cartilla tenía 10 años la pobre.
Ese fin de semana llegó un chico preguntando si podía pasear a la perra que había llevado su padre. ¿Qué perra? ¿Litri?... Le preguntaron que por qué no había él ayudado a su padre a cuidarla y dijo que imposible que trabajaba y que no podía ir al pueblo.  Le preguntaron también que por qué no se la había quedado él en su casa pero la respuesto fue que no, que en el piso no.

Al hijo del señor le dijeron que no la paseara porque lo iba a pasar muy mal, que la pobre iba a pensar que se la llevaba a casa y eso le generaba mucha ansiedad, que se despidiese de ella pero que no le hacía un favor paseandola sino todo lo contrario. 
El caso es que finalmente la pequeña se quedó en la protectora.
 
Yo la conocí en pleno frío invierno, antes de las grandes nevadas y bajísimas temperaturas que han hecho este invierno en Burgos cuando estaba con su compañero Romeo. Siempre solíamos pasear a distintos perros cada fin de semana, pero un buen día se nos presentaron Litri y Romeo, unos perrunos encantadores. Enseguida nos enamoramos de los dos; Litri es una perrita atenta de ojos vivos, alegre, obediente, cariñosa, es una perrita 10. 
 
Tras pasar con ellos esos duros días de frío, de abrigarles, llevarles chuches, acomodarles la casita para que no pasasen frío llegó la noticia que Romeo viajaba a Suiza con una familia espectacular. Un par de semanas antes de este viaje nos cambiaron a los pequeños de jaula. ¡Qué disgusto! ¿A quién ibamos a elegir pasear primero? Y fue cuando conocimos a Bus, un precioso cruce de pastor alemán que nos enamoró completamente. Menuda pareja de hecho Bus y Litri, Litri y Bus.
 

Litri aunque es una perrita mayor no lo parece, tiene mucha vitalidad, muchas ganas de disfrutar, de pasear de "gochear" salchichas a todas horas. Cuando la gente conoce la edad que tiene que queda sorprendida.

 
Nada más asomarnos a las primeras jaulas de la fila donde está, nos mira atenta, con las orejitas pinadas y el rabo moviendo y empieza a ladrar de manera inconfundible, con un tono seco y grave mezclado con una especie de lloriqueo, nos hace saber que nos ha visto y que quiere atenciones. Cuando entramos, da vueltas a nuestro alrededor dando pequeños saltitos sobre sí misma y meneando el rabo, siempre termina a nuestro lado diciendo átame que quiero salir contigo. Al principio tira un poco porque sale con ansiedad como todos los que hay allí pero en cuando hace el primer pis fuera de casa ya es otra perrita. Te mira, va atenta a tí y si llevas una salchicha ya ni te cuento. Los paseos con ella son una auténtica maravilla.
 

Es agil y un poco brujona, se las sabe todas. En cuento huele a algo rico se tumba o se sienta y te mira fijamente queriendo decir sé lo que hay ahí. Además la encanta jugar con Bus, en cuanto le quitaron la campana enseguida empezar a jugar. Se muerden, se tira el uno encima del otro y viceversa pero nunca se hacen daño, de hecho hasta le enseña algunas cosas. 
Sé que se podría adapatar a cualquier hogar porque aunque tiene vitalidad no tiene esa energía desbordante de un cachorro pero sí ese saber estar de un perro adulto. Como cualquier otro perrito te va a pedir salir de paseo, pero tampoco necesita emplear un tiempo exagerado a diario, sin embargo siempre va a estar dispuesta a ir contigo a cualquier lado.


Si tuviera mi propio hogar me la llevaría sin dudar, pero no es así. Asi que me encantaría que alguien la diera un hogar, realmente se lo merece y está preparadísimas para salir de nuevo a conquistar el corazón de una familia aunque sea una perrita mayor. 
¿Me ayudaís a encontrarla un hogar a mi chica? Animaros a conocerla, no os defraudará.

Mi preciosa brujilla en su nuevo hogar.....increíble!!


2 comentarios:

  1. Aisssssss me ha encantado la entrada. Espero que tenga mucha suerte, se lo merece después de tanto tiempo teniendo su hogar. Ahora tiene todo vuestro cariño, que es muchísimo, pero se merece continuar su vida en una casita al calentito sin los malos inviernos (y veranos, que hace mucho calor) de Burgos...
    SUERTE!!!
    Marina

    ResponderEliminar
  2. Litri !! que guaapaa! a ver si la gente entra en conciencia y adopta !! un super besazo ! me encanta cada entrada del blog !! una gran labor

    ResponderEliminar

Follow by Email